Título
Título

La tragedia que vive una humilde familia del municipio de Isnos

Una verdadera tragedia vive una humilde familia en el municipio de Isnos; el hijo menor de los tres que integran la misma, resultó gravemente lesionado en la mayor parte de su cuerpo, tras vaciarse encima el contenido de una olla con agua de panela caliente, mientras estaba en la cocina; y como si esto no fuera suficientemente doloroso para este hogar, días más tarde, la vivienda resultó consumida por un voraz incendio, del cual, aún las causas están pendientes por establecer.


isnos-1


La pesadilla de esta familia inició el pasado 10 de abril, cuando la señora Ilda, madre de Félix Camilo, un pequeño de tan solo 18 meses de edad, realizaba los oficios de la casa en la vereda las Guacas del municipio de Isnos; escuchó un estruendoso grito, que provenía de la cocina; de inmediato acudió hacia ese sitio, y la escena estremeció a la inquieta madre, su hijo gritaba desesperado; al parecer, al intentar manipular la olla con agua de panela caliente, se vació encima todo el contenido de la misma, provocando graves quemaduras, principalmente en su rostro y la mayor parte de su cuerpo.


La desesperada madre, impactada por el hecho, tomó en sus brazos al pequeño Félix Camilo, quien se estremecía en llanto, y lo trasladó de manera inmediata hacia el Hospital San Antonio de Pitalito, en donde recibió atención de urgencias y debido a la gravedad de las quemaduras, el pequeño fue remitido de manera inmediata hacia un centro asistencial de mayor complejidad en la ciudad de Bogotá.


Con dificultades económicas, Janir el papá del pequeño logró reunir algunos recursos con sus parientes y amigos para poder viajar y acompañar a su esposa, en la difícil situación médica del Felix Camilo; “nosotros le reunimos doscientos mil pesitos para que el pudiera viajar, él vive del jornal y así pues uno vive es con lo del día”, cuenta, con mucha consternación, Sandra Ximena, tía del menor quemado.


De acuerdo a los testimonios de familiares, tanto Ilda y Janir han estado acompañando al niño, en la ciudad de Bogotá, pues hasta el momento ha sido necesario practicarle tres intervenciones quirúrgicas y de reconstrucción, con las cuales los médicos intentan salvarle la vida y poder reconstruir los tejidos gravemente afectados por las quemaduras de segundo y tercer grado en su cuerpo.


isnos-3


A todo el dolor de esta familia por el accidente del pequeño, se sumó otro hecho lamentable para completar la tragedia; el pasado miércoles 13 de abril, mientras la vivienda estaba sola, debido que los otros menores, habían quedado a cargo de su abuela y una tía; por razones que aún están pendientes por establecer y de manera inexplicables, la vivienda y las pertenencias de esta familia, en la que habían trabajado gran parte de su vida, terminó incinerada por las llamas.


De acuerdo al reporte del cuerpo de bomberos de este municipio, la casa que estaba construida, en gran parte en madera, terminó en cenizas en extrañas circunstancias, acabando prácticamente con todas las pertenencias de la humilde familia; pese a los esfuerzos que hicieron los bomberos por sofocar las llamas, se perdieron muebles, electrodomésticos y ropa, dejando prácticamente en la calle a los moradores de la misma.


Mientras la tragedia parece seguir persiguiendo a los integrantes de esta familia, el pequeño Felix Camilo se encuentra recluido en la UCI del Hospital Simón Bolívar, en la capital; sus padres solo pueden verlo tres horas al día, debido a las restricciones médicas, por lo delicado de sus heridas, las cuales se han infectado con mucha facilidad.


“Estar en esta ciudad es muy difícil, todo queda lejos, ya se nos acabó la plata que nos prestaron y si desayunamos, no nos queda con qué comprar el almuerzo, los médicos nos dicen que el niño está muy mal y por lo menos tres meses debemos estar aquí con él, yo le pido a mi Dios que nos ayude y quien quiera colaborarnos también, con lo que puedan” indica Janir, padre del pequeño, expresando a la vez su profunda preocupación por la suerte de la vida de su pequeño.


isnos-5


Mientras tanto en el Huila, ante la desesperación, Sandra Ximena, la tía del pequeño, adelanta junto con los integrantes de su familia y amigos una campaña con la que se busca reunir recursos, para cubrir los gastos médicos de Félix Camilo, y la estadía de sus acompañantes; “mi hermano necesita dinero para poder al menos comer,  porque ellos pasan la noche ahí afuera del hospital; no tienen donde quedarse”, cuenta Sandra con voz quebrantada y con lágrimas en sus ojos.


También la desesperada tía, hace un llamado a la solidaridad de la ciudadanía, para poder sostener a los dos pequeños que se encuentran a su cargo; “yo si agradezco lo que puedan hacer, por lo menos los niños se quedaron hasta sin ropa, uno tiene 8 años, el otro tiene 12, si alguien puede donarles ropa”, recalcó la tía.


Tras conocerse el lamentable hecho que tiene en graves dificultades a los integrantes de esta familia, varias personas, empresas, entidades y principalmente los medios de comunicación de esta región están adelantando campañas para reunir fondos y poder ayudar a estas personas, quienes necesitan urgentemente de la solidaridad de la comunidad.


Si quieres ayudar a esta familia, se pueden comunicar con Sandra Ximena tía del menor al 311 494 6561.


Las imágenes se publican con la autorización de la familia.  


 

huila