Título
Título

Polémica en Colombia por inclusión en colegios de normas Lgtbi

Una diputada logró encender un amplio debate entre algunos miembros del Senado. La iniciativa de inclusión sexual parece estar desbordando a horizontes exagerados, de acuerdo a sus declaraciones.

Polémica por manuales de conducta Lgbti

Bajo la polémica que desató la diputada Ángela Hernández al solicitar la inclusión de baños unisex en las entidades educativas del país, se ha generado una alerta sobre la perspectiva sexual que poseen los estudiantes.

El viceministro de Educación Preescolar, Básica y Media, Víctor Saavedra, indicó en diálogos para la WRadio, que todas las entidades educativas del país deben velar por una correcta educación sexual, haciendo especial énfasis en el hecho de que esa condición es libre e igualitaria, declaraciones que negaron por completo la afirmación de que en el Ministerio se anima a que los menores cambien su género.

Desde el año pasado se han creado varias propuestas para complementar esta esfera educacional, garantizando siempre que se inculque el respeto por la diversidad sexual, pues las condiciones de intolerancia han registrado varios hechos lamentables y víctimas mortales, mismas que desde la respectiva enseñanza, se pueden evitar si se logra disminuir los niveles de matoneo que se alcanzan en los colegios.

Al escándalo se sumó la intención que presentó la diputada, de crear colegios Lgbti, pues de acuerdo a ella, el modificar los códigos de convivencia para incluir normas de diversidad sexual, serían únicamente porque  “quieren colonizar las instituciones académicas implementando normas Lgbti, por encima de los derechos de los niños y las niñas”, expresó Hernández.

Su disgusto se origina por la aplicación de la Ley 1620 de 2013, bajo la cual nace el Sistema Nacional de Convivencia Escolar, un pequeño derrotero de normas, conductas y mecanismos que prometen la enseñanza adecuada de la diversidad sexual, alejando a los menores de ambientes hostiles donde la discriminación o el muy conocido matoneo dominan el ambiente educativo.

La diputada alega que es demasiado permisivo el código de conducta pues terminará por dejar que quien se sienta como mujer entre en los baños de mujeres, razón por la cual ella plantea que será más acorde crear instituciones educativas exclusivas para las comunidades Lgbti.

destacado

Nación

portada