Cayó banda delincuencial ”Los Duques” en Pitalito


La Policía Nacional, en coordinación con el Cuerpo Técnico de Investigación de la Fiscalía General de la Nación, realizó la desarticulación de una banda dedicada a la Estafa, la cual se denominaba “Los Duques” y operaba en los departamentos de Huila, Tolima, Cauca, Putumayo y el vecino país de Ecuador.

El procedimiento judicial se realizó en el municipio de Pitalito-Huila, mediante registro y allanamiento, con la captura de 08 integrantes de esta organización por orden judicial, por los delitos de Concierto para Delinquir Agravado y Estafa;  y uno más en flagrancia, por Porte Ilegal de Armas de Fuego.

Modus operandi.

Esta organización operaba mediante la modalidad de engaño, identificándose como ingenieros químicos con amplia experiencia, con el fin de hacer creer a sus víctimas que mediante un proceso químico, utilizando sustancias como Yodo, Hipoclorito, alcohol y elementos como vidrio, cinta, pegante, papel de color cortado en forma de billetes y dinero real, podrían hacer billetes originales (replicas originales), a partir del papel moneda, a este proceso lo denominaban FOTOGRAFÍA.

Estas personas, para hacer creíble su proceso, enfrente de las potenciales víctimas realizaban una maniobra engañosa (utilizando siempre dinero real), haciendo parecer que de un billete original, sacaban una o dos replicas idénticas, las cuales entregaban como muestras, para que verificaran su autenticidad. Con las víctimas convencidas del procedimiento,  solicitaban altas sumas de dinero, argumentando que las duplicarían.

Para generar más confianza, hacían el supuesto procedimiento en la casa de las víctimas. Al recibir el dinero, con una maniobra engañosa, procedían a realizar el cambio de los billetes originales por unos falsos.  Ese dinero falso era sumergido en los químicos y manifestaban que por ser una alta suma, debería permanecer en el recipiente dos días. Posteriormente cuando la víctima llamaba porque no había surgido efecto el proceso, les pedían entre 1 y 2 millones de pesos más, para comprar un catalizador, que arreglaría el problema. Ya obtenido todo ese efectivo, desaparecían sin dejar rastro.

La Policía Nacional, luego de un año de investigación dio con la captura de José Rubeiro Hernández Aragón (líder y encargado de fotografía), alias “El Tío”, quien presenta antecedentes por Tráfico de Moneda Falsa, Constreñimiento Ilegal, Violencia Intrafamiliar, Amenazas, Falsificación de Moneda Nacional o Extranjera, Estafa, Tráfico, Elaboración y Tenencia de Elementos Destinados a la Falsificación de Moneda, Homicidio, Lesiones Personales, Violación a Habitación Ajena y Hurto Calificado. Floralba Hernández Aragón (transporte de papelería), quien presenta antecedentes por Tráfico y Porte de Estupefacientes, Nelson Hernández Aragón (fotografía), alias “Conejo”, quien presenta antecedentes por Tráfico y Porte de Armas de Fuego y Violencia Intrafamiliar. María Fernanda Campo (esposa líder, fotografía), alias “María”,  quien presenta antecedentes por Tráfico, Elaboración y Tenencia de Elementos Destinados a la Falsificación de Moneda y Enriquecimiento Ilícito. Jonathan Rubiano Murcia (encargado de ubicar víctimas “gancho”), alias “Mel” quien presenta antecedentes por Fuga de Presos, Violencia Intrafamiliar, Tráfico y/o Porte de Estupefacientes, Receptación y Acceso Carnal Violento. Además, Yudi Rubiano (encargada de ubicar víctimas “gancho”),  Tierradentro, alias “Yudi”, Nancy Vargas (encargada de ubicar víctimas “gancho”), alias “La Gorda Lotera” y Osmila Hernández Aragón (transporte de papelería), quienes no presentan antecedentes, ni anotaciones judiciales.

También se logró la captura en flagrancia de  Jesús Albeiro Noguera Gómez, a quien se le halló en su poder un arma de fuego tipo revólver calibre 38, 50 cartuchos calibre 38 y 8 cartuchos calibre 16.

El monto al que ascienden las estafas realizadas, según lo denunciado estaría entre los 160 y 170 millones de pesos, divididos en 8 víctimas.  La que mayor dinero entregó a estas personas, facilitó un total de 70 millones de pesos. Sin embargo,  se estima que éstas puedan estar por el rango de los 600 o 700 millones de pesos, con un total de 30 víctimas aproximadamente.


Opine