Notification

×

Kategori Berita

Buscar noticia

Iklan

Iklan

Noticias

Tag Terpopuler

Masacre en Algeciras: las víctimas eran recolectores de café y estaban desayunando

1 jun 2021 | 5:37 WIB Last Updated 2021-06-01T12:39:57Z
Algeciras
Foto: Rafael Antonio Salinas (Administrador de la finca) / Lugar donde ocurrió el crimen.
Nueve personas fueron asesinadas por sujetos fuertemente armados, que ingresaron a la finca de propiedad de Álvaro Barrera, padre de un exguerrillero de las Farc, que luego de haberse desmovilizado en el 2016 por los acuerdos de paz, trabaja como escolta de la UNP. 

Las víctimas eran recolectores de café que laboraban en el predio. La vereda Quebradón Sur, sigue siendo escenario de muerte y dolor en el municipio de Algeciras; la familia Barrera Bustos, parece tener una pelea cazada con la muerte de la buscan tener escapatoria pero que sigue cobrando vidas.

El día de ayer, cuando apenas iniciaba el día; sujetos fuertemente armados, hasta el momento desconocidos, llegaron hasta la finca Palmira, ubicada en la vereda en mención, y donde han acaecido la mayoría de crímenes, incluso algunos hasta la fecha sin resolver.

De la capital, Neiva, hasta la cabecera de Algeciras hay una hora en carro. De allí al sitio donde se perpetró la masacre unos 45 minutos trepando por la carretera destapada, bordeando las montañas, la otrora retaguardia de la guerrilla de las Farc durante la guerra.

Correría de la muerte


Fuentes oficiales confirmaron que, era aproximadamente las 7:30 de la mañana, cuando el sonido de una camioneta y dos motocicletas alertaron a los miembros de la casa, que a esa hora se encontraban desayunando; de repente sujetos armados irrumpieron la tranquilidad de los jornaleros; llegaron disparando, sin piedad, y como evidencia quedaron las vainillas en el suelo, junto a los cuerpos.

Algunas de las personas intentaron pedir auxilio; la escena del crimen fue destroza; algunos quedaron en la puerta de las habitaciones, al parecer donde esperaban refugiarse de las balas, que finalmente silenciaron a todos los presentes. Algunos pobladores dieron aviso a las autoridades; tropas del Ejército fueron las primeras en llegar y que se encargaron de confirmar lo sucedido.

Los cuerpos, según fuentes oficiales, presenta entre dos y cuatro disparos cada uno; el arma empleada fue de largo alcance, y los agresores una vez perpetraron el homicidio colectivo, abandonaron la zona, destruyeron lo que a su paso encontraron, mientras afuera los esperaban los vehículo para huir, por el mismo lugar que recorrieron en busca de sus víctimas.

¿Una masacre anunciada?


De acuerdo con una fuente oficial, hace pocos días, quienes actualmente se encontraban habitando la finca recibieron una amenaza; en realidad el objetivo era la familia Barrera Bustos, pero las partes involucradas hicieron caso omiso. “Un día el señor que se encontraba como mayordomo o administrando la finca, se despertó y al salir encontró en una pared una amenaza; básicamente era para la familia Barrera, para el señor Álvaro y sus hijos”.

El predio donde ocurrió el homicidio de las nueve personas, es de propiedad de Álvaro Barrera, padre de un exguerrillero de las Farc -(Nencer Barrera)- que luego de haberse desmovilizado en el 2016 por los acuerdos de paz, trabaja como escolta de la UNP, y de un sujeto conocido como ‘Sijin’, quien actualmente está detenido por múltiples delitos.

Las víctimas

Las víctimas de este atroz crimen, son todos recolectores de café; recientemente habían llegado al pueblo, algunos provenientes de Acevedo, para laborar en la finca, que desde hace un par de meses se encontraban abandonada, debido a otra masacre que había ocurrido en el lugar, donde tres personas perdieron la vida.

La finca tiene aproximadamente ocho hectáreas de café, aproximadamente unos 43 mil palos, la llegada de los jornaleros que ayer fueron asesinados, se dio por iniciativa del señor Rafael Antonio Osorio Salinas, quien en mutuo acuerdo con el propietario del predio, acordaron labrar la tierra y en partes iguales dividir las ganancias; así las cosas Osorio Salinas, salió en busca de recolectores para aprovechar la cosecha, por esta razón, hace menos de seis semanas, el lugar contaba con la presencia de ocho hombres y una mujer; esta última, quien era la encargada de preparar los alimentos y quien también fue asesinada.

De las nueve víctimas, tan solo cinco, hasta el cierre de esta edición habían sido identificadas como Luis Elpidio Barrios, Marco Tulio Mompotes Hoyos, Rafael Antonio Osorio Salinas, Luis Adalber Barrios Coronado y Ángel Alberto Páez. Los cuerpos restantes fueron trasladados a Medicina Legal en Neiva, con el fin de llevar a cabo el proceso de plena identidad.

Detalles

Al parecer, y es una de las hipótesis que investiga las autoridades; existía la versión de que el señor Álvaro Barrera, iba hacer presencia ayer en el lugar, por lo que no se descarta que los asesinos hayan ido en busca del jefe de la familia. La amenaza y el miedo siguen ganando terreno en Algeciras.

Con información de LANACIÓN.COM.CO
×
Siguénos